Impuesto a las Ganancias la Corte Suprema de Justicia de la Nación deja firme el Fallo Carderale - Estudio Jurídico Micieli Previsional
15804
post-template-default,single,single-post,postid-15804,single-format-standard,bridge-core-1.0.4,ajax_fade,page_not_loaded,,no_animation_on_touch,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-18.0.9,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive
 

Impuesto a las Ganancias la Corte Suprema de Justicia de la Nación deja firme el Fallo Carderale

Impuesto a las Ganancias la Corte Suprema de Justicia de la Nación deja firme el Fallo Carderale

Recientemente , el 1 de octubre de 2019 la Corte Suprema de Justicia dejo firme el fallo “Calderale, Leonardo Gualberto c/ ANSES s/ Reajustes Varios”dictado por la Sala II de la Cámara Federal de la Seguridad Social al rechazar el recurso extraordinario presentado por ANSES declarándolos inadmisible conforme el art. 280 del Codigo Procesal Civil y Comercial de la Nación, sin analizar el fondo de la cuestión.

Esto constituye un paso adelante en la defensa de la integralidad de los haberes previsionales, protegidos por nuestra CN, y más allá de la situación de vulnerabilidad que la edad o el estado de salud impliquen en el caso concreto.

El fallo Calderale declara la inconstitucionalidad del art. 79 inc. C) de la ley 20628 de impuestos a las ganancias que grava como ganancia de cuarta categoría a las que provienen de las jubilaciones, y pensiones. En primer lugar parte su argumentación recordando que el art. 14 Bis de la CN establece los beneficios de la seguridad social con carácter integral e irrenunciables por lo que la Corte ha sostenido en numerosos fallos, que las jubilaciones y pensiones no constituyen una gracia o favor concedido por el Estados, sino que son consecuencia de la remuneración que sus  titulares percibían como contraprestación laboral y con referencia a la cual efectuaron sus aportes y como debito a la comunidad por dichos servicios, por lo que una vez acordada son un derecho incorporado al patrimonio que ninguna ley posterior  podría abrogar más allá de lo razonable.

Partiendo de estas premisas considera que el impuesto a las ganancias afecta el principio de proporcionalidad y sustititutividad del haber previsional que constituyen los pilares de su integridad que como se vio resguarda la C.N.

Destaca a la vez el contrasentido de reconocer que los beneficios previsionales están protegidos por la garantía del art. 14 bis de nuestra Carta Magna y a la vez tipificarlos como renta, enriquecimiento, rendimiento o ganancia gravada por el propio Estado, que debería estar encargado de velar por la vigencia y efectividad de estos principios constitucionales..

También considera la doble imposición que en algunos casos implica el art. 79 de la ley 20628 para aquellos jubilados que como trabajadores activos  hubieran aportado este impuesto y en caso de no haberlo tributado sería un contrasentido y una injusticia que estuviera ahora en su condición de pasivo obligado a sufragarlo sin desarrollar ninguna actividad lucrativa.

Así las jubilaciones y pensiones están incluidas en la ley de ganancias contemplando unicamente el mínimo no imponible, que periódicamente modifica el Poder Ejecutivo Nacional, sin que este individualizada ni determinado con precisión el hecho imponible sobre el cual el contribuyente debería tributar , pues ningún miembro del sector “pasivo” presta servicios u obtiene rentas, enriquecimientos o rendimientos merced a una actividad realizada por él “intuitu personae” violando de tal manera también el principio de legalidad en materia tributario.

Se debe destacar , como lo puntualizo la CSJN en el fallo de autos “Cuesta JorgeAntonio c/ AFIP s / Acción de Inconstitucionalidad”, que el beneficio jubilatorio no es ganancia en los términos de la ley tributario sino un debito social que se cumple reintegrando aportes efectuados al sistema previsional por tanto gravarlos afecta garantías de naturaleza constitucional: la naturaleza integral del beneficio y el derecho de propiedad (por la doble imposición y el carácter confiscatorio de la reducción).

Este fallo completa asi la protección que los jueces brindan a las  integridad de los haberes previsionales tomando parámetros objetivos de inconstitucionalidad.